info@deceroadoptauno.com 609 146 904 | 609 731 208 | 610 363 015
Pato

Este pato jovencito fue abandonado en un parque de Las Rozas pese a ser claramente casero. Ahí estuvo viviendo gracias a los cuidados de una persona que trabajaba en un bar de la zona. Sin embargo, Pato era demasiado confiado con las personas, no sabía cuándo se acercaba el peligro y estaba a merced de gente sin escrúpulos.

Por suerte, Pato fue adoptado por la persona que se ofreció a acogerle y ahora tiene la oportunidad de tener una buena vida alejado de peligros y cerca de gente que lo quiere realmente. ¡Felicidades, Pato!